Martes, 13 de diciembre de 2005
Publicado por negraycriminal @ 8:36
Comentarios (4)
M?s vale tarde


Ya hace meses que deber?amos haber mandado este correo para presentaros al feliz ganador del Premio de los Lectores de Negra y Criminal que convocamos antes del verano y que gan? Hening Mankel con Cortafuegos, el libro m?s votado por los lectores. De entre los lectores que lo eligieron, y tras sorteo, al que muchos asististeis, sali? elegido Pepe G?lvez residente en el puente aereo Madrid -Barcelona. La foto muestra el d?a en el que hicimos entrega al agraciado del premio consistente en una camiseta que solo tendr?n el lector premiado y el autor premiado.
La camiseta del autor fue entregada por delegaci?n a los editores de su obra, Tusquets, para que se lo hicieran llegar a las fr?as tierras suecas o a las c?lidas mozambique?as.
A continuaci?n, tambi?n podr?n leer un texto de la librera criminal dedicado al autor premiado.

fotos.miarroba.com



FIN DE SEMANA EN ESCANIA POR 20 EUROS



Antes de conocer al Kurt Wallander de Henning Mankel, para mi, Escania o Scania, era la marca de un cami?n. Los Scania se fabrican en Malm?.
Escania, en el sur de Suecia, es para muchos (y especialmente muchas) un paisaje conocido que aparece en los libros de Mankel como un personaje m?s.

?Por qu?, todas las lectoras de m?s de 40 que pasan por la librer?a, tras encuesta pertinente, dicen que pondr?an un Wallander en su vida?
Quiz?s, el detective sueco, gusta m?s a las lectoras que a los lectores porque Wallander es la definici?n misma del antih?roe.
Un polic?a blando que no duro. Un hombre solo, perdido y desasosegado. Adem?s, quien no tiene a estas alturas, al igual que Kurt, niveles altos de glucosa, az?car en la orina, tensi?n alta o las transaminasas por las nubes
?Qui?n no querr?a tener de amigo (que no de pareja) a este hombre despistado, insomne, con algo de sobrepeso, padre e hijo culpabilizado, cuya vida personal es un aut?ntico desastre?

Por suerte, el detective sueco es un profesional meticuloso aunque no le guste hablar en p?blico o que continuamente se plantee dejar su trabajo. No tiene sentido del humor, no es ocurrente, ni siquiera sarc?stico. No es simp?tico aunque s? educado.

El querido Kurt, como polic?a es algo patoso,comete errores, siempre anda cansado y falto de sue?o. En momentos cruciales suele faltarle una libreta o un papel para apuntar una matr?cula, o las declaraciones de los testigos.
Es a veces un poco lento, nada intuitivo ni deductivo, tarda m?s de lo habitual en establecer conexiones que al lector le pueden parecer evidentes. Pero es un polic?a experto que sabe que para resolver los cr?menes debe averiguar tambi?n qu? est? cambiando en la sociedad sueca. Reservado, divorciado, enamoradizo, olvidadizo, que se enferma tan a menudo, que bebe bien pero come tan mal.

Pese a tantas cosas, o por ellas, las mujeres le quieren.

Y ah? viene la pregunta ?las lectoras mankelianas podr?n amar a la hija, la que se supone ser? continuadora de la saga, como han amado al padre?

Yo, lo dudo. No quiero cerrarme en banda pero me cuesta imaginarme a un Wallander jubilado, pintando los urogallos que su padre dej? inacabados mientras escucha operas italianas.
Ciertamente, Mankel nos deja hu?rfanos de personaje.

Y mientras esperamos con cierta reticencia a la hija (no en balde, en muchos casos somos padres o madres), ?qui?n es ese Stefan Lindman, el polic?a de 37 a?os que sigue las huellas sanguinolentas de unos pasos de baile en El retorno del profesor de baile?
Cuenta la editorial en la solapa del libro que se trata de ?...un joven investigador que ser? colega de Wallander y de quien se enamorar? Linda, la hija de ?ste, en la pr?xima entrega?.

Dejando aparte la trama del libro, Mankel es un zorro viejo que sabe como ?atrapar? a las lectoras hu?rfanas de Wallander. Stefan Lindman, desde las primeras p?ginas, se muestra totalmente angustiado y deprimido. No es para menos ya que tiene un tumor cancer?geno en la lengua y anda en un si es no es con una polaca en una relaci?n a la que no auguro yo mucho futuro. Pasa fr?o y toma caf? y m?s caf?pero s?lo hasta aqu? llegan las similitudes con nuestro querido detective sueco.

Por el momento, a?oramos la Escania de Wallander en una Suecia un poco m?s al sur, y echamos de menos los fines de semana en aquellos paisajes compartiendo las casi siempre amargas aventuras del polic?a depresivo y entra?able.

Y en la mano, por ejemplo, un Absolut vodka, para entrar en ambiente. Y todo esto, tan solo por 20 euros.






Comentarios
Publicado por Invitado
Martes, 02 de mayo de 2006 | 19:36
la firma de camiones SCANIA, concesion de DIASA VALLADOLID da un plazo de entrega de 60 dias; ya han pasado 100 dias y no me dicen nada. Cuanto tiempo he de esperar en realidad?. DIASA = SIMBERGUENZAS IRRESPETUOSOS.
Publicado por Invitado
Mi?rcoles, 01 de noviembre de 2006 | 18:50
Aunque a?n me queda para ser cuarentona, yo tambi?n me siento enganchada a Wallander. Tanto, que en cuanto llegue la primavera me voy a hacer un viaje por Escania, a ver si paseando por la calle Mariagatan me encuantro un kurt.
Publicado por Invitado
Mi?rcoles, 13 de diciembre de 2006 | 19:45
como indicas en tu articulo a las mujeres nos encanta kurt, y si pondriamos uno en nuetra vida.saludos
Publicado por Invitado
Mi?rcoles, 25 de abril de 2007 | 22:05
Chicamu?eco de nievemu?eco de nievees bueno