Mi?rcoles, 05 de septiembre de 2007
Publicado por negraycriminal @ 7:07
Comentarios (0)  | Enviar

----- Original Message -----
From: Fernando Fantova
To: 'Negra y Criminal'
Sent: Monday, September 03, 2007 8:46 AM
Subject: Mucho mojo


Queridos amigos de la librer?a Negra y Criminal:

Tal como le promet? a Maurizio cuando estuve comprando libros por all? a comienzos de julio, os comento lo que me han parecido algunos de los le?dos este verano entre los que me llev? de all?.

Y empiezo por "Mucho mojo", de Joe R. Lansdale por dos razones, porque Maurizio me dijo que os gustaba especialmente este autor y porque el libro me ha encantado. Es el que m?s a gusto he le?do de estas vacaciones. Pienso que es de esos libros que parecen sencillos y que te hacen pensar eso de que hacer que parezca tan sencillo debe de ser muy dif?cil. Tambi?n me gusto, aunque no tanto como el anterior, "Ojos azules" de Jerome Charyn.

Tambi?n he disfrutado mucho "Siempre la misma m?sica", de Ra?l Argem? (este, aunque lo comentamos, no lo compr? all? sino que me lo prest? mi amigo Enrique Sacanell) y "Nadie ama a un polic?a", de Guillermo Orsi. Supongo que los a?os que he vivido en Latinoam?rica y los v?nculos que mantengo con aquella tierra me predisponen positivamente. El caso es que me encantaron los dos.

De los que compr? all? y coment? con Maurizio tambi?n me ha gustado mucho "Las calles de nuestros padres" de Francisco Gonz?lez Ledesma. Me transport? a Barcelona y para mi colecci?n he anotado un di?logo que os copio abajo.

De los que he le?do, el ?nico que no me ha gustado es "Perro viejo", de Leo Coyote. Creo que pretende construir un mecanismo de relojer?a perfecto y no lo consigue. Creo que hay muchas cosas que no resultan cre?bles, que no encajan.

S?lo comenc? y dej? pronto "Cuando la noche obliga", de Montero Glez. Me pareci? que se recreaba excesivamente en un lenguaje y en unos ambientes sin que yo conectara ni con el uno ni con los otros. Igual me pas? con "El oficial polaco" de Alan Furst (Maurizio me lo desaconsej? y creo que ten?a raz?n).

En fin, este es el primer balance, como veis muy positivo, de mi primer expedici?n no virtual a "Negra y Criminal" (por cierto, al decir esto me acuerdo de una nota que escrib? hace algunos meses y que os adjunto). Me faltan por leer algunos de los que me recomend? Maurizio, pero es que tambi?n ten?a que leer otros que ten?a acumulados.

Un abrazo y hasta pronto.


Fernando Fantova
Bilbao



Mi mapa ?ntimo de librer?as?

Por oportuna y certera provocaci?n de mi amigo Txetxu Barandiar?n dedico unos agradables minutos de mi libre vida a repasar algunas librer?as que algo o mucho han significado y significan para m?.

Debo decir, en primer lugar, que las librer?as son el ?nico comercio que no tiene, en mi caso, un car?cter meramente instrumental. Son el ?nico tipo de tienda en el que disfruto aunque salga de vac?o. Ir a comprar ropa o acercarme al mercado son tr?mites obligatorios que intento abreviar en lo posible. Sin embargo, pasar un rato en alguna librer?a es una actividad que realizo incluso cuando s? que no debo comprar ning?n libro. (En esos casos, cuando salgo con alguno en la mano, al placer anticipado de la lectura, se a?ade el de haber pecado o, al menos, ca?do en la tentaci?n?)

En mi mapa ?ntimo de librer?as debo mencionar, sin duda, Herriak. En aquellos finales de los setenta en los que yo me iniciaba en la lectura adulta, librer?as como Herriak conservaban todav?a un halo de la clandestinidad en la que se desarrollaba el trasiego de ciertos libros en los todav?a no tan lejanos tiempos del franquismo. Recuerdo que t?midamente solicitaba consejo a Jos? Luis o a Raquel, siempre amables y sugerentes. Junto a Herriak sol?a visitar, en aquellos a?os setenta y ochenta, Verdes, Galer?a del Libro y tambi?n Tango.

En los noventa viv? por algunos a?os en el Ecuador, concretamente en Quito. Quien haya estado fuera de su tierra por alg?n tiempo sabe que de vez en cuando se necesita alg?n est?mulo que a uno lo anime cuando le entra la nostalgia. Para esos momentos yo ten?a mi f?rmula m?gica, pues en la calle Juan Le?n Mera est?n situadas, puerta con puerta, una tienda denominada ?El Espa?ol?, en la que pueden adquirirse bocadillos de chorizo o jam?n que pueden recordar a los que comemos por aqu?, y la librer?a Librimundi, a la que entraba con verdadera unci?n y de la que sal?a siempre reconfortado. Siempre que vuelvo a Quito visito Librimundi, tambi?n con un poco de tristeza, al comprobar hasta que punto los libros son, cada vez m?s, un art?culo de lujo para las econom?as de la mayor parte de la gente ecuatoriana.

En estos ?ltimos a?os, tras regresar de all?, la librer?a a la que m?s acudo es la Casa del Libro, tanto en sus sedes de Bilbao como en la de Madrid. He disfrutado, adem?s, de la hospitalidad y eficiencia de Txema para poder presentar un libro all?, en un acto que recuerdo con mucho cari?o. Tambi?n acudo a otras en Bilbao y siempre busco librer?as en los lugares a los que viajo, pero para terminar este mapa con una nota acorde con los tiempos me quiero referir a una que s?lo he visitado de forma virtual pero que intentar? conocer f?sicamente en cuanto me sea posible. Me refiero a Negra y Criminal, de Barcelona *, en cuya p?gina web suelo buscar referencias sobre el tipo de literatura al que me he ido enganchando cada vez m?s, sobre todo en la medida en que he ido asumiendo mi placer personal como principal criterio a la hora de leer un libro, huyendo cada vez m?s de c?nones supuestamente universales.

Me gusta mucho vivir la vida en directo y exprimirla con intensidad, pero, conforme pasan los a?os, creo que soy m?s consciente de los miles de vidas que no he podido, no puedo y no podr? vivir. Leer me permite vivir esas otras vidas, me ayuda a dar a la m?a otra dimensi?n, otra profundidad. Me sirve para hacerle un peque?o quiebro a las leyes del tiempo y el espacio. La lectura me parece un ?mbito m?gico en el que no hay contradicci?n entre el acto individual y la vida compartida. Por eso leer, ir a librer?as, hablar sobre libros o escribir se van convirtiendo para m? en actividades cada vez m?s entrelazadas, necesarias y placenteras.



Fernando Fantova
Bilbao, 27 de octubre de 2006



* Nota de N y C:
Fernando, pas? por Negra y Criminal el pasado mes de julio mientras los libreros habituales estabamos en la Semana Negra de Gij?n.
Comentarios