Lunes, 28 de junio de 2010
Publicado por negraycriminal @ 13:11
Comentarios (0)  | Enviar

En la colecci?n Esfinge de editorial Noguer ?se titulaba El man?aco, en la nueva traducci?n de RBA Serie negra es El hombre del balc?n. En Noguer, en la misma colecci?n, se titulaba El alegre polic?a, En RBA, ahora, lo han t?tulado El polic?a que rie. Desgraciadamente para nosotros los lectores, Maj Sjowall y Per Wahl?? s?lo escribieron diez novelas, aunque en castellano tengan t?tulos mutantes.

?La buena noticia es que antes de finalizar el a?o, tendremos otra reedici?n, de nuestros suecos favoritos. Ahora le toca a Asesinato en el Savoy.

?Manda flores a mi entierro, de Ricardo Bosque, nuestro jefe en .38, ha sido editado en Cuba por la editorial Arte y Literatura. Le deseamos mejor suerte que en el mercado espa?ol, donde las novelas de humor negro pasan demasiado? desapercibidas.

?Es posible que ustedes vayan, o conozcan a alguien, que viaje este verano a Senegal. Aparte de las vacunas y los d?lares es aconsejable leer previamente, o in situ, las dos novelas de Abasse NDione traducidas al castellano: Ramata, editada por Roca, y tambi?n est? en Roca bolsillo, traducida por Dolors Gallart, y La vida en espiral, editada por Miscel?nea, y traducida, asimismo, por Dolors Gallart. Por cierto nos parece muy bien que Miscel?nea ponga en portada el nombre de la traductora. Nos gustar?a que ?cundiera el ejemplo, aunque luego tapen el nombre con una franja insulsa.

?Hemos conseguido una colecci?n casi completa de Biblioteca Oro, de Molino. Entre otras joyas, un ejemplar de Ascensor para el pat?bulo, de Noel Calef, la novela en que Louis Malle se baso para hacer la inolvidable Ascensor para el cadalso, con banda musical, igualmente inolvidable, de Miles Davis.

?Una de las sorpresas editoriales del curso que termina ha sido The Company, el monumental trabajo ( 1149 paginas ) de Robert Littell, sobre la CIA. Para los que disfrutaron con Littell, recuerden que tiene dos novelas traducidas: la inencontrable El Rizo, y Leyendas. Una novela de falsas apariencias, traducida por Isabel Ferrer y Carlos Milla, de la que todav?a tenemos ejemplares. Cuando la misteriosa rusa, Stella Kastner aparece para encargarle la b?squeda de su cu?ado, Martin Odum se ver? arrastrado a un mundo que pensaba olvidado, viajando desde Brooklyn hasta Mosc?, pasando por Israel, Londres y Praga, sometido a la presi?n psicol?gica de no saber qui?n es en realidad y al peligro mortal de ver su vida amenazada por un enemigo desconocido. ?Qui?n es Martin Odum? ?Un esp?a retirado o una ?leyenda?, una falsa identidad, creada por la CIA? La respuesta est? en Leyendas, una novela de incomparable complejidad psicol?gica y acci?n emocionante. Leyendas es la historia de Martin Odum, un antiguo agente de la CIA, convertido en detective privado, que lucha por encontrarse a s? mismo en medio de un laberinto de recuerdos de antiguas identidades, ?leyendas? en el argot de la CIA.

?Lorenzo Silva recomienda tres t?tulos.

http://www.aviondepapel.tv/2010/06/lorenzo-silva-comence-a-escribir-por-el-puro-placer-de-jugar-a-contar-historias/

?

??Rafael Fuentes crea una galer?a de personajes que se instalan en la memoria. Es la novela del Madrid con historia? (Luis Sep?lveda). ?Es como un directo al ment?n, y no duele? (Juan Madrid. Hablan de Historias que nos pertenecen, de Rafael Fuentes.

?Y recuerden que esta semana tenemos dos encuentros con autores. Nuestro consejo es que nos soliciten un ejemplar dedicado, por que ambos autores estar?n en el futuro. Si los leen estar?n de acuerdo con nosotros.

?El pr?ximo jueves d?a uno de Julio, a las siete y media, Juan Ram?n Biedma nos trae El humo en la botella. Set Santiago, abogado y ex convicto que sobrevive en las cloacas de su oficio, se pondr? al servicio de ocultos intereses para encontrar a Eme, un paciente fugado del psiqui?trico. Mientras tanto, antiguos enfermos mentales traman un secuestro por dinero y venganza, estalla un mot?n en el ala psiqui?trica de un hospital, se prepara el asalto a un banco clandestino, anda suelta una psic?pata de quince a?os, un manicomio en ruinas es reconstruido por sus antiguos residentes, dos hombres se hunden en una relaci?n sadomasoquista y Eme recorre una Sevilla oculta, amenazante y violenta en busca de la mujer que lo obsesiona desde siempre. La ciudad es ahora el manicomio. Edita Salto de P?gina.

?Y el s?bado pr?ximo, tres de Julio, a las trece horas, el ?ltimo encuentro del curso. Con Marta Sanz y su Black, Black, Black. Los padres de Cristina Esquivel, una geriatra a la que han encontrado estrangulada en su piso de Madrid, contratan al detective Arturo Zarco para que encuentre al asesino. En realidad, lo que esperan es inculpar a Yalal, el alba?il marroqu? con el que estaba casada Cristina, y que ahora tiene la custodia de la hija de ambos. Zarco es un detective muy poco convencional; cuarent?n, gay, y a?n estrechamente ligado a Paula, su ex mujer, a la que cuenta y con la que discute por tel?fono las vicisitudes de la investigaci?n, y hasta los pormenores de sus fascinaciones er?ticas. Pero bajo la superficie de las charlas, tras el relato de ir y venir de vecinos sospechosos y de presuntos implicados, la conversaci?n telef?nica entre el detective y Paula se convierte en un pretexto para la dominaci?n y la venganza, para el da?o que se quieren infligir dos personajes que se odian, se aman, se necesitan y se repelen. Hasta que el forcejeo dial?ctico entre Zarco y Paula queda, de repente, interrumpido por el diario de la enfermedad de Luz, una de las vecinas de la geriatra asesinada, y madre de Olmo, el jovencito que fascina y perturba a Zarco. Y un relato interfiere en el otro relato, y el encanto y la seducci?n de lo reconocible se suspenden. Queda tambi?n en suspenso el cl?max del desvelamiento, y el lector se ve obligado a participar y a pensar sobre el sentido de la interferencia, mientras Luz escribe la narraci?n minuciosa del asesinato de casi todos sus vecinos, habla de su dieta, sus vicios y sus menstruaciones perdidas, de su psiquiatra, el doctor Bartoldi, del daltonismo de su hijo Olmo, de la responsabilidad de la ficci?n, de las mentiras de las verdades y de las verdades de las mentiras.

?

Saludos negrocriminales y buena lectura

?

?


Comentarios