Mi?rcoles, 15 de abril de 2009
Publicado por negraycriminal @ 22:08
Comentarios (0)  | Enviar



 El Periódico 
15/4/2009  CRÓNICA DESDE MÉXICO // TONI CANO

 

Una 'superabuela' convertida en leyenda



 



En pocos días, se ha convertido en una leyenda. La conocen como Superabuela o, más cariñosamente, Superabue. Salvo los delincuentes y malosos, que la insultan como pinche vieja, todos desean que no se sepa nada más de esa "mujer valiente". Solo que, a sus 66 años, "tiene lo que a muchos les falta". Según el sentir general de los mexicanos, la señora hizo "lo que no hacen las autoridades": la emprendió a bofetadas con un par de asaltantes armados hasta los dientes, de palabras tan gruesas como su metralleta, y consiguió dar con ellos en la cárcel.

Tampoco es que su compañera de aventuras fuera joven, sino su propia hermana mayor, de 78 años. Ni milita en ninguna organización contra la delincuencia y el crimen organizado que se están adueñando del país. En realidad, Superabuela conducía su coche por las calles de San Luis Potosí y, precisamente, cuando le comentaba a su hermana que el tráfico se está poniendo en esa capital estatal casi tan loco como el de la ciudad de México, se vio envuelta en un altercado de tráfico de los que aquí pueden acabar a tiros.

Y se cruzó en el camino nada menos que con una banda de atracadores que ese día no tuvo suerte.

A las puertas de una sucursal del Banco Banorte, cinco sujetos malcarados intentaron asaltar a un empleado que iba a depositar una buena cantidad de dinero de una empresa. El hombre opuso resistencia y, como había policías cerca, los delincuentes optaron por largarse en sus dos vehículos. Apenas iniciada la huida, uno de los automóviles golpeó al de las mujeres.

"¡Y encima no se detiene!", exclamó la señora, sumamente enojada. Apretó también el acelerador y se lanzó en persecución del coche negro, al que consiguió cerrar el paso antes de que llegara a la carretera 57. Superabuela salió del coche reclamando. El tipo que salió primero la apuntó con un subfusil Uzi y le gritó: "¡Ahora sí, pinche vieja, te va a llevar la chingada!"

"¡Pues nos va a llevar a los dos!", sentenció la mujer. Se lanzó a darle de bofetadas al de la Uzi. El otro sujeto, conductor del coche negro, intentó calmarla y aseguró que le iban a pagar el golpe. Pero ella forcejeó con ambos hecha un basilisco. Montó tal escándalo que los hombres tuvieron que salir corriendo. Con la misma vehemencia, explicó momentos después a la policía por donde habían huído los asaltantes.

El de la Uzi, un tal Vicente Vilchis, de 34 años, fue el primero en caer, pese a que en su huida tiró ropa y la subametralladora bajo un coche. En los carros, robados, que la banda acabó por abandonar, la policía encontró otras armas, bastante ropa y otros detalles como para identificar al resto de asaltantes, varios de ellos llegados de Guanajuato.

"Esta es la abuela que a muchos les falta", se comenta en este país en el que a los malos "no tienen madre" para cometer tropelías y otros "no tienen abuela" en dejarlas impunes. Pancartas y chats señalan: "Por favor, pongan a esa señora en el Ministerio de Seguridad Pública", "¡Te queremos, Superabue!". Una leyenda viviente eclipsa estos días a las tradicionales, de mujeres en pena. Superabuela acaba con la Llorona.



Comentarios